Abr 25, 2011
0 0

Manos Limpias ha presentado una denuncia ante el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ)

Written by
Share

El sindicato Manos Limpias ha presentado una denuncia ante el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) contra los tres magistrados de la Sección Tercera de lo Penal de la Audiencia Nacional Alfonso Guevara, Guillermo Ruiz Polanco y Ángeles Barreiro, contra los que solicita la aplicación de medidas disciplinarias por considerar que han incurrido en una falta muy grave de incumplimiento de sus deberes judiciales al poner en libertad al etarra Antonio Troitiño.

En el escrito de la denuncia, al que ha tenido acceso Europa Press, el sindicato de funcionarios señala que los tres magistrados habrían incurrido con su actuación en una falta muy grave prevista ene l artículo 417.14 de la Ley Orgánica del Poder Judicial (LOPJ) por “ignorancia inexcusable en el cumplimiento de los deberes judiciales”, aunque también consideran evidente que se ha producido “negligencia e imprudencia grave” y “una vulneración del principio de seguridad jurídica”.

Sobre este último aspecto, el escrito de Manos Limpias critica que el tribunal rectificara su decisión de excarcelar a Troitiño tan sólo seis días después de dejarle en libertad, lo que a su juicio produce la certeza de que en un Estado de Derecho este principio básico “ha sido trasgredido presuntamente por aquéllos que deben ser los máximos gratnes del ordenamiento juridico”.

RESPONSABILIDAD DE BERMÚDEZ

El escrito también alude al presidente de la Sala de lo Penal, el magistrado Javier Gómez Bermúdez, que según Manos Limpias tenía la obligación de haber establecido un criterio uniforme para computar la prisión preventiva antes de la excarcelación de Troitiño, “y no solucionar el problema una vez causados los hechos”.

Se refiere el sindicato al hecho de que el Pleno para estudiar el recurso que presentó la Fiscalía contra la excarcelación se fijara en principio para este lunes, 25 de abril, si bien “dada la gravedad de los hechos” se decidió posteriormente  que fuera la propia Sección Tercera la que resolviera la cuestión la semana pasada, acordando revocar la libertad del terrorista.

“Debemos descartar que el estado de alarma socila, la presión e indignación de las víctimas y la confrontación política hicieron al Tribunal dictar otra resolución totalmente distinta, pues hubieran cometido prevaricación, al doblegarse a tales presiones en donde se pondría además en entredicho la independencia judicial”, añade el escrito.

Si la providencia de excarcelación era legal, según señaló el propio presidente de la Audiencia Nacional, Ángel Juanes, “¿Por qué seis días después se rectifia y revoca? La respuesta es obvia, porque no era legal”, afirma el sindicato de funcionarios.

Finalmente, Manos Limpias arremete en su escrito contra la asociación Jueces para la Democracia, que defendió mediante un comunicado que no había  motivo para solicitar sanciones disciplinarias. “Nos parece una injerencia intolerable en las funciones y competencias del Consejo General del Poder Judicial”, dice el sindicato al respecto.

Se refiere además a las declaraciones del que fuera ministro del Interior con el PP y actual vicepresidente del Grupo Popular Europeo Jaime Mayor Oreja en el sentido de que la fuga de Troitiño no es casual cuando hay negociaciones con ETA. “De ser cierta esta hipótesis, nos encontrariamos no ya ante una falta disciplinaria, sino ante un hecho presuntamente delictivo”, concluye.

 

Article Categories:
Nacional

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share