Mar 30, 2011
0 0

El PIB crecerá un 0,8% en 2011, según el Banco de España

Written by
Share

El PIB crecerá un 0,8% este año y repuntará hasta el 1,5% en 2012, según las estimaciones del Banco de España, que apunta que la evolución de la economía en estos dos años se caracterizará por una “lenta” recuperación de la demanda nacional y una trayectoria “más favorable” de las exportaciones.

Estas previsiones, recogidas en su informe de proyecciones de la economía española del último ‘Boletín Estadístico’, difieren de las del Gobierno en medio punto menos de crecimiento para este año y en un punto menos para 2012. Así, el Ejecutivo, que mantiene de momento sus estimaciones, prevé que la economía española crezca un 1,3% en 2011 y que repunte hasta el 2,5% en 2012.

La autoridad monetaria indica que la economía se encuentra todavía “inmersa en una situación difícil”, que requiere seguir con políticas “ambiciosas y exigentes” para corregir desequilibrios fiscales y avanzar en las reformas estructurales y la recapitalización del sistema financiero.

Además, la institución gobernada por Miguel Ángel Fernández Ordóñez prevé que las condiciones financieras se “endurezcan” en la medida en que los tipos de interés del crédito bancario van a reflejar el aumento esperado de los tipos interbancarios

Asimismo, el Banco de España dice que “no puede descartarse totalmente un recrudecimiento de la crisis de la deuda soberana, que podría afectar negativamente a la economía española”. Al menos, señala que la magnitud del proceso de consolidación fiscal está siendo mayor que la prevista hace un años y, por tanto, también sus efectos a corto plazo sobre la actividad.

EL PARO SEGUIRÁ SUBIENDO EN 2011 HASTA EL 20,7%

Por otro lado, El instituto emisor también destaca la “lenta mejoría” del mercado de trabajo, que espera que comience a crear empleo a partir de la segunda mitad de este año. Con todo, esta evolución no impedirá que la media de 2011 vuelva a ser negativa (-0,6%) dado el fuerte efecto de arrastre de las cifras de destrucción de empleo de 2010.

Por ello, el Banco de España advierte también de que la tasa de paro seguirá creciendo en 2011, hasta el 20,7%, y sólo empezará a “reducirse levemente” en 2012, situándose en el 20,4%.

En este punto, señala que “actuaciones más enérgicas en relación con las reformas pendientes acelerarían la trayectoria de descenso del desempleo e impulsarían la reactivación económica”.

En paralelo, el Banco de España espera que el IPC se sitúe en el 2,9% de media en 2011, con un perfil descendente a lo largo del año, por el factor transitorio del encarecimiento del petróleo en los últimos meses. Para 2012, proyecta una continuación en la moderación de las presiones inflacionistas, hasta el 1,5%.

Esta lenta recuperación del empleo unida a la merma del poder adquisitivo debido al repunte transitorio de la inflación, por el encarecimiento del petróleo, explican la previsible “modesta” recuperación del consumo privado.

DESEQUILIBRIOS Y RIESGOS

Por otro lado, el boletín precisa que algunos de los desequilibrios acumulados por la economía española se corregirán “parcialmente” en 2011 y 2012, empezando por el sector residencial, cuyo ajuste “concluirá hacia el final de 2011”.

Así, el déficit público se reduciría de manera “sustancial” y la necesidad de financiación de la nación disminuiría, aunque sólo “ligeramente”, como consecuencia, sobre todo, del incremento del déficit energético.

Por otro lado, el Banco de España avisa de es preciso tomar estas proyecciones “con más cautela de la habitual”, ya que los riesgos considerados están “probablemente sesgados a la baja”, especialmente tres de ellos.

En primer lugar, explica que si el crecimiento de los salarios fuera más intenso de lo esperado podría interrumpirse la recuperación de la competitividad, mientras que un mayor encarecimiento del petróleo –por encima del 40%, hasta los 112 dólares por barril previsto en 2011– incrementaría los precios y pondría en peligro los mercados de exportación.

Por último, señala que otro de los riesgos es una desviación en los tipos de cambio frente a la previsión de la horquilla de los 1,38-1,39 dólares por euro en término medio en 2011 y 2012 que contemplan las proyecciones.

 

Article Categories:
Economía

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share