El Ayuntamiento prevé inversiones por 120 millones de euros hasta el año 2019


0

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife prevé llevar a cabo inversiones por valor de unos 120 millones de euros en los próximos tres años, según se desprende del marco presupuestario aprobado para el periodo 2016-2019. Esta proyección, realizada por el área de Hacienda y Recursos Humanos, contempla un progresivo aumento de las cuentas públicas, que llevará a que en 2019 el presupuesto crezca un 4,3 por ciento respecto a lo previsto para el ejercicio en vigor.

Como indicó el octavo teniente de alcalde y concejal de Hacienda y Recursos Humanos, Juan José Martínez, “esta cantidad podrá incrementarse, ya que no contempla la cofinanciación que para este fin pudiera proceder de otras administraciones públicas”.

El esfuerzo inversor es coherente con los criterios de estabilidad presupuestaria y regla de gasto, que se atiene a la previsión de incremento del PIB del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas en el periodo: 1,6% para 2016, 2,2% en 2017 y de 2,6% para los años 2018 y 2019.

Por otro lado, la deuda pública seguirá muy lejos del límite de endeudamiento del 75% de los ingresos del Consistorio, situándose en el 37,1 en 2017, el 36,2% en 2018 y el 35,4% en 2019. “Si bien el nivel de deuda no es un problema para el municipio, su peso relativo en el conjunto del gasto sigue descendiendo progresivamente, al incrementarse el presupuesto de la Corporación”, destacó Martínez.

Crecimiento sostenido

La previsión de gasto del Ayuntamiento marca un crecimiento sostenido, y para el año 2017 asciende a 233.165.000 euros, para el ejercicio 2018 será de 234.359.000 euros y en 2019 sumará 240.243.000 euros, frente a los 230,5 millones presupuestados para el presente año.

El concejal de Hacienda indicó que “el mayor impulso a las partidas de inversión se posibilita precisamente por la contención del gasto corriente, que se estima crezca sólo un 1% anual hasta el 2019, con la única salvedad del caso del Instituto Municipal de Atención Social (IMAS), que se estima en un 5% de incremento, y una reducción de los gastos financieros”.

La previsión de ingresos se atiene a la derivada de la participación del municipio en los procedentes de otras administraciones por Ley (FCFM, REF, PIE) sin incluir otras posibles fuentes de financiación.

Los ingresos procedentes de impuestos municipales no se considera experimenten variación al alza en todo el periodo Es por tanto una estimación prudente sobre la capacidad real de gasto que tendrá el Ayuntamiento en estas anualidades. “Ya hemos dicho que es un cálculo de mínimos, conforme a lo previsto por la Ley de Estabilidad Presupuestaria, lo que nos lleva a pensar que nuestra capacidad inversora podrá ser todavía mayor hasta 2019”, concluyó Martínez.

Deja tu comentario