Mar 5, 2016
0 0

María de Haro: “Llegaremos hasta el último extremo para aclarar qué falló en la gestión del centro residencial de Triana y si hubo retraso en la actuación del Cabildo”

Written by
FacebookTwitterPinterestLinkedInGoogle+Share

El Partido Popular en el Cabildo ha solicitado  por registro de entrada a través de su portavoz, María de Haro,  tener acceso a todo el expediente relativo a la contratación de la gestión del centro- residencia para  personas con discapacidad situado en Triana, dependiente de la institución insular, con la empresa SERCADE S.L.,  que fue anulado por el Cabildo Insular, y sobre la que se ha dictado Sentencia  por parte del Tribunal Superior de Justicia de Canarias, en que señala como correcta la Resolución del contrato, que por otro lado, había vencido mientras se tramitaba el expediente.

Para María de Haro “los hechos son tan graves, que no puede dejarse pasar sin que se aclare, en el seno del Cabildo, qué ocurrió con esta gestión, si existían quejas anteriores, qué se hizo a raíz de dichas quejas por parte de la máxima institución insular o si no se hizo nada hasta que una de las madres insistentemente, siguió para adelante en sus quejas”.

Para la consejera del Partido Popular “sería inaudito que, existiendo quejas, bien de personal, bien de familiares, el Cabildo hubiera estado un solo día sin llevar a cabo las correspondientes inspecciones y el control en el correcto desarrollo de los servicios del centro, máxime cuando se trata de atención a personas especialmente vulnerables  y que están bajo el cuidado de quienes realizan el servicio”.

La portavoz también indica que desde su grupo entienden que una cosa es que se haya llevado a cabo la resolución correcta del contrato de gestión, de modo que se ha puesto fin a una situación que nunca debió producirse y otra,  que pudiera haberse actuado tarde, o  que se permita que dentro de la institución insular, algo tan grave, se deje pasar sin analizar qué, quién o quiénes han fallado en su día, si funcionaron los mecanismos de control, si se hizo todo lo posible ante posibles situaciones anómalas, y con ello, la posible exigencia de responsabilidades dentro del órgano competente, el Cabildo.

“No puede ser que en servicios tan importantes, y tratándose de atención a las personas, pueda existir ni una sola actitud, ni un solo hecho indebido, y por supuesto, que ni se saquen conclusiones o se asuman y exijan responsabilidades, en algo que, es evidente, nunca debe  suceder, por el sufrimiento que puede causar” ha concluido.

 

Article Categories:
La Palma

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *