Mar 13, 2015
0 0

Más de 20.000 dependientes canarios fallecieron esperando por la Ley de Dependencia

Written by
Share

La diputada autonómica del Partido Popular, Milagros Bethencourt, denunció hoy en Comisión Parlamentaria que 20.818 demandantes de una prestación o servicio por la Ley de Dependencia fallecieron en Canarias en lista de espera, sin ser atendidas por la Consejería de Políticas Sociales.

Bethencourt manifestó que “hoy ha sido la última comparecencia en el Parlamento regional de la consejera Inés Rojas, en este puesto desde 2007, que deja un terrible balance a su paso: En ocho años de gestión solo ha sido capaz de atender una de cada seis peticiones de canarios de acuerdo con su grado, es decir, 12.000 dependientes de 62.382 demandantes”.

“Queda poco que decir de una consejera que ha condenado a los dependientes de Canarias a los últimos lugares en calidad de atención de todo el país, ahora también con la connivencia del mismísimo Diputado del Común, que el próximo 23 de marzo pretende traernos un informe al Parlamento en el que sostiene que el servicio ha mejorado, algo que desde luego no compartirán las familias de las 20.000 personas que han fallecido esperando”, remarcó.

Citando documentación aportada por la propia Consejería, la diputada popular remarcó “la estafa que supone intentar maquillar los datos de la Dependencia de dos legislaturas completas, a apenas unas semanas de las elecciones autonómicas, como queriendo ocultar el daño que se ha hecho a miles de familias que veían cómo sus seres queridos fallecían a la espera tan siquiera de ser atendidos”.

“Inhumano y cruel”

Bethencourt se refirió a la incorporación a los datos del sistema de unos 9.000 usuarios de la ayuda a domicilio, que en apenas un mes han pasado “misteriosamente” a engrosar “el balance final de este Gobierno, lo que supone simple y llanamente una doble estafa: La primera al usuario, que limita su atención a la ayuda a domicilio, sin darle una alternativa de acuerdo con su grado de Dependencia, la segunda a las corporaciones locales, que solo recibirán una cantidad insignificante por ese servicio que prestan”.

Citó, como ejemplo, el caso del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria: Gasta de su presupuesto propio unos 7 millones en el servicio de ayuda a domicilio, y apenas recibe del Gobierno de Canarias 130.000 euros, “cuando su obligación es financiar este servicio en su totalidad.

Asimismo, Milagros Bethencourt calificó de “inhumano y cruel” que el presidente del Gobierno de Canarias presumiera en el último Debate sobre el Estado de la Región, de no tener dependientes mayores de 95 años en lista de espera: “Solo faltaría que se condenara a una persona de 95 años a aguardar lo que le queda de vida en una lista de espera”.

Por último, declaró que la táctica de la consejera Inés Rojas en su última intervención parlamentaria sobre Dependencia, “ha sido la misma de toda la legislatura, es decir, desviar balones fuera y achacar todos los males al Gobierno de la Nación, cuando el propio Tribunal de Cuentas y el Observatorio de la Dependencia han puesto de manifiesto que la financiación del Estado se ha respetado en el 52% pactado”.

Article Categories:
Canarias · La Palma

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share