Ene 19, 2015
0 0

Curbelo felicita a ‘Yeya’ en la celebración de sus cien años

Written by
Share

SONY DSCEl presidente del Cabildo de La Gomera, Casimiro Curbelo Curbelo, felicitó personalmente a la vecina de San Sebastián de La Gomera, Manuela Piñero Sánchez, conocida como Yeya, en la celebración de sus cien años. El presidente participó en el cumpleaños invitado, sobretodo como amigo de la familia. La celebración tuvo lugar el pasado sábado 17 de enero aunque el cumpleños fue el 24 de diciembre. Yeya pasó esta fiesta rodeada de sus cinco hijos y numerosos nietos y bisnietos.
Lo cierto es que la centenaria vecina no sólo ha llegado a esta edad, sino que además lo ha hecho en unas estupendas condiciones, tanto físicas como mentales. La celebración se llevó a cabo en el lugar conocido como Cueva de Chucho, ya que era tal el número de familiares que fue necesario encontrar un sitio como éste en el que pudieran estar todos.

Su hijo, Jesús Herrera Piñero, por supuesto no se perdió la celebración. Los recuerdos que le vienen a la mente de su madre, son los de una mujer que pasó gran parte de su vida trabajando en el campo. El marido de Yeya murió hace cuarenta años y de este matrimonio surgieron los cinco hijos, doce nietos y diecisiete bisnietos, todos los cuales están en la actualidad vivos. “Excepto la de su marido, no ha tenido que sufrir traumas por más muertes”, entre su descendencia.

Herrera Piñero resalta el buen estado físico y mental con el que su madre ha llegado a los cien años. “Ojalá mucha gente pueda decir lo mismo. Está en sus plenas facultades. Prácticamente no sufre ningún achaque. A veces no oye muy bien pero mirándote ya comprende todo lo que dices”. Las virtudes que este hijo resalta de su madre es haber sido “una mujer de su casa, nunca tuvo esas diversiones ni esos viajes constantes, excepto cuando fue a Cuba y a Venezuela a ver a sus hermanos. Pero de resto siempre ha estado en su casa”.

El secreto para llegar a esa edad, según dice, “nadie lo conoce porque sino todos haríamos los mismo”. Pero al menos tiene claro que su madre siempre ha comido productos de la tierra y además lo hace a sus horas. Eso sí, nunca duerme la siesta. “Se está moviendo siempre”, indica.

Article Categories:
La Gomera

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share