Oct 9, 2014
0 0

LO QUE NOS MUEVE, SEÑOR ARTILES

Written by
Share

Casualidad o no, haciendo zapping en el díal de radio esta mañana, escucho al señor Manuel Artiles en su Teide Radio entrevistando a D. Luís Febles de la ONG Sonrisas Canarias, a Ana Mendoza de la Asociación Viera y Clavijo y a otro señor más al parecer periodista. Contaban las bondades de la solidaridad y lo buenos que son todos haciendo colectas, telemaratones y actos solidarios. El asunto es que el señor Artiles no perdía oportunidad para referirse a los que critican, haciendo ver que son muy malos, los que critican, y no contento con lo que se decía terminó por preguntar a sus contertulios por el motivo que mueve a la gente que critica a hacer eso. Quizá Artiles esperaba que le dijeran que nos mueve el odio, el rencor o la ruindad personificada, pero, creo que no fueron por ahí las respuestas de los entrevistados. Lo cierto es que o bien no quisieron, o no supieron responder, los contertulios a su pregunta, y como yo no quiero que el señor Artiles se quede con la duda, aprovecho este medio para informarle, sobre lo que nos mueve y lo que no nos mueve, ya que tanto interés parecía tener esta mañana en saberlo.
Así las cosas, le diré, antes que nada, que no es crítica, es denuncia, siempre documentada, siempre con pruebas, pues, no es lo mismo una cosa que otra. Una vez aclarado esto, le diré, primero, lo que no nos mueve.
Pues, no nos mueve ningún interés comercial o publicitario, dado que no tenemos ningún medio de comunicación o empresa afín a la que debernos; tampoco nos mueve el sacar rédito político hacia ningún partido o grupo, pues no pertenecemos ni simpatizamos especialmente con ninguno; no nos mueven subvenciones pues funcionamos de manera altruista y sin financiación alguna; tampoco nos mueve afán de notoriedad, pues con las denuncias, lo que se saca casi siempre son enemigos y problemas; no nos mueve el beneficiarnos de un poco o un mucho de la comida que circula, pues en nuestra Plataforma todos tenemos el pan y el techo solucionados de momento, y por supuesto, tampoco nos mueve ningún tipo de rencor o mal sentimiento hacia usted o sus cadenas mediáticas, por el hecho de que nos haya satanizado y cortado a nuestra Plataforma desde que empezamos a denunciar lo que sucede con el reparto de alimentos en Tenerife y otras ferias solidarias, pues entendemos que a usted lo mueve lo que lo mueve, y es lícito que se defienda si ve su tinglado amenazado.

Espero que le haya quedado claro, nada de eso nos mueve. Lo que nos mueve son otras cosas, entre ellas, y muy especialmente, nos mueve el dolor al comprobar cómo son tantas las familias que nada tienen que vienen a pedirnos ayuda o lo que sea a nuestra Plataforma, porque nada le dan y nada encuentran, ni tan siquiera un mínimo de amabilidad y empatía, en Ayuntamientos, Cabildos, Gobierno de Canarias, Gobierno de España, ONG y demás instituciones. Nos mueve la rabia de saber que buena parte de la comida y los donativos que se sacan de las casas y los bolsillos de la buena gente de Canarias se pierde por el camino en la red solidaria descontrolada que tienen montada. Nos mueve la indignación de saber que de todo esto algunos sí que se llevan bastante. Nos mueve el cabreo de ver cómo una mafia religiosa está detrás del circo del hambre y parte y reparte como le da la gana. Nos mueve el asombro de ver cómo son muchas las empresas que se benefician de grandes deducciones fiscales por donativos de comida que se les caduca en pocos días y que nunca llegarían a vender, una comida que luego termina caducada igualmente en las ONG, o aún peor, en las barrigas de mucha de nuestra gente más humilde y desfavorecida. Nos mueve la nausea de ver cómo las Administraciones Públicas y la mayoría de partidos políticos miran todos para otro lado ante lo que sucede y denunciamos, encantados con el circo de la pobreza, así nadie les toca a la raíz del problema, que no es otro que el mal reparto de la riqueza. Y de todo esto sumado, nos mueve el deseo de que se haga justicia y las cosas que afectan a la vida y a la dignidad de las personas se trabajen con honradez, con valentía y con seriedad, al menos una vez, en este país de chapuceros, mentirosos, ladrones y vividores.

Con esto, ya creo que tiene usted, señor Artiles, la respuesta a lo que venía preguntando esta mañana en su radio a sus contertulios. Ahora ya tiene motivos para seguir atacándonos, ya puede soltar a sus perros mediáticos y demás fauna afín, que por aquí seguiremos nosotros, para lo que usted guste.

Eloy Cuadra, portavoz de la Plataforma por la Dignidad.

Article Categories:
Opinión · Tenerife

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share