Oct 7, 2014
0 0

La cadena de televisión alemana NDR presenta un documental sobre la isla de El Hierro en uno de sus espacios de mayor audiencia.

Written by
Share

Foto1 NDR, Holger VogtLa historia comenzó cuando uno de los reporteros especializado en temas de cultura, ciencia y biología tuvo la tremenda curiosidad por conocer la isla de El Hierro.

Holger Vogt, conocido periodista freelance de la televisión en Alemania, por sus reportajes de marcado car ácter personal que ahondan en la esencia de los temas que trata y por su dilatada experiencia de más de treinta años, viaja a la isla en noviembre de 2013. Con su dominio del castellano se muestra muy interesado en conocer las historias de la gente, por lo que se instala en Frontera, donde muy pronto quedará impactado por el especial y singular carácter de la población herreña. Marcado por esta primera experiencia, queda enamorado de la isla, algo habitual en los visitantes que llegan a El Hierro, y regresa de nuevo en 2014, esta vez acompañado por un equipo de dos personas y con todo el material necesario para rodar un documental para la serie «Länder Menschen Abenteuer» (paises gente aventuras), un conocido y veterano programa de la cadena NDR de Alemania, que muestra cada semana reportajes de viajes de distintos lugares con la realidad cotidiana de sus habitantes.
Holger Vogt, el sensible periodista que se enamoró de la isla del Meridiano, realmente nos fascina con su peculiar sensibilidad.
Quién es este hombre que define a la isla de El Hierro como «un lugar donde se escucha el silencio y se bebe de las nubes…» ?

Entrevista con Holger Vogt:

1.- Sr Vogt, ¿Por qué la isla de El Hierro ?

Me ha pasado como a mucha gente de Alemania que conozco. Primero llegan a Tenerife o Lanzarote de vacaciones y una vez allí deciden visitar La Gomera o La Palma. Cuando llegan se dan cuenta de esa «otra isla que se puede ver en frente». Casi nadie va a El Hierro y me extrañó, por eso tomé la decisión de ir. Cuando llegué la primera vez a El Hierro, en pleno invierno con tormenta y lluvia, sabía que esa iba a ser «mi isla». En ella encuentro lo que busco: una naturaleza increible, vida tranquila y normal , nada de tráfico, nada de ruido ni delincuencia, nada de grandes edificios de más de tres plantas, precios normales, gentes muy amables, fincas y casas sin mucho lujo, pero con lo necesario para vivir … y muchas más cosas

2.- ¿Qué le ha impactado más de su estancia en la isla ?

La naturaleza!, es impresionante. La diferencia de altitud en tan pequeño espacio. La bruma pasa por debajo de ti y casi «pudes beber su agua»

A medida que vas subiendo a la cuymbre, la vegetación cambia rápidamente. El Hierro reuna todas las formas boscosas del resto de las islas con un bosque de pinos viejos que es una maravilla. Estás nadando en el mar y en apenas media hora subes y ves las nubes blancas entre el azul del cielo y el verde los valles. Me recuerda mucho a Irlanda. Aunque no soy buceador, he visto imágenes tomadas en el Mar de las Calmas que jamás habia visto antes. Y eso que por mi trabajo he visto muchas imágenes de los mares del mundo. Esa zona de La Restinga es un auténtico paraiso para los buceadores. Parece un lugar de paso obligado para todos los peces del Atlántico.

Y otra cosa:

El Hierro tiene un espíritu que casi no se puede explicar. Te sientes un poco «fuera» de todo. Cuando estás por las cumbres, en los bosques, buceando en el Mar de las Calmas o caminando entre volcanes y desiertos de lava te sientes «lejos» del resto del mundo y a la vez «en el centro». Así lo siento yo.

Qué más ? Mucho más. Algo muy importante en estos tiempos de cambio climático es Gorona del Viento, con esa planta que produce toda la energía eléctrica que necesita la isla sin gastar una gota de petróleo. El Hierro es un buen modelo, un ejemplo para el resto del mundo.

Los herreños nunca fueron de añorar el pasado, siempre fueron gente con visión de futuro. Si hoy tienen esta planta de Gorona del Viento es porque comenzaron a idear el proyecto hace más de 20 años. No piensan en ganar más y más dinero, al contrario siempre están luchando, con mucho ancho de miras, por su «seguridad y calidad de vida» . Eso sí es inteligente.

Son conscientes de los recursos que tienen y saben cómo usarlos sin ser destructivos. Todo el mundo habla mucho de vivir de forma «sostenible», pero los herreños lo llevan a cabo cada día y desde hace mucho tiempo.

3.- ¿Cree usted que habría que dar a conocer más a la isla sin que perdiera su encanto, su esencia ?

Creo que los herreños tienen muy claro el proyecto de lo que quieren para su isla y no va a cambiar su concepto solo porque entre más dinero o más gente.

Tal y como yo lo veo, los herreños gustan de vivir de forma ciertamente independiente, saben lo que tienen y viven con un tremendo amor a su isla. Nunca van a permitir que se pierda ese espíritu y el encanto de su tierra.

Además, la gente que visita El Hierro saben lo que quieren: la naturaleza, el senderismo, buscan el silencio, los sonidos del viento y el mar . No llegan buscando ruidos, discotecas, tráfico, grandes hoteles y blancas playas o el «todo incluido». La gente que visita El Hierro va a tratar bien a la isla y no va a molestar a nadie.

Por ello no creo que se pierda el encanto de la isla. Será un turismo diferente, que siente de verdad el valor de la isla.

4.- ¿Qué aspectos de la isla cambiaría usted o mejoraría ?

Nada, de verdad. Todo está bien, así lo creo.

Quizá solo una cosa y esto no depende de la isla: habría que mejorar la frecuencia y las condiciones de las comunicaciones marítimas entre Tenerife y El Hierro. Además de poner vuelos a la isla desde el aeropuerto Tenerife Sur. Esto ayudaría muchísimo a aumentar la afluencia de turistas a la isla

5.- ¿Tienen pensado volver de nuevo ?

Segurísimo, aunque de forma privada, no a trabajar. Hay pocos lugares en el mundo que tengan este espíritu, este ambiente beneficioso, incluso curativo.

6.- ¿Qué cree usted que piensan en su país sobre la isla al ver su reportaje?

El reportaje da muestras de los grandes valores que tiene El Hierro, sin tener un objetivo publicitario, da mucha información sobre la isla y la vida de sus gentes y trata de explicar su situación actual. Los últimos años para El Hierro han sido muy duros, por la crisis económica primero y también por el tema del volcán en 2011. El volcán en sí mismo nuca fue un problema para la isla, pero si su tratamiento en los medios de comunicación, que influyó directamente en la caida del turismo.

Después de ver nuestro reportaje, mucha gente que le gusta la naturaleza y que tienen visión de futuro sobre nuestro planeta (y en Alemania este grupo de personas va en aumento) caerán en la cuenta de una isla que no conocen y que valdría la pena visitar. Este tipo de turismo es bueno para la isla y si el reportaje ayuda un poco a la isla y a los herreños en este sentido, estoy muy contento.

Article Categories:
El Hierro

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share