Jul 3, 2013
0 0

co.bas Canarias alerta del modelo de esclavitud en el que están a punto de caer más de dos millones de trabajadores

Written by
Share

El artículo 86.3 del Estatuto de los Trabajadores (ET), activo a partir del próximo lunes 8 de julio, establece que si no existe acuerdo tras un año de negociaciones, los convenios colectivos pierden su vigencia y se aplica el de ámbito superior o, en su defecto, las normas laborales. A día de hoy, según denuncia Co.bas Canarias, al menos dos millones de trabajadores tienen sus convenios en el aire, y eso se debe “a las facilidades ofrecidas por el Gobierno para que algunos empresarios no muestren ningún interés por actualizarlos”. “La reforma laboral está resultando catastrófica, y lo que todavía está a punto de pasar como consecuencia de ella, es que las empresas, aprovechando las facilidades que le ha dado el Gobierno, están demorando la negociación, y después del 8 de julio, podrán fijar por ejemplo el salario mínimo interprofesional”, alerta la organización sindical.

Frente a la “frívola” afirmación del presidente de la CEOE, Juan Rosell, quien el pasado lunes, saliendo de un acto de la Fundación FAES del PP, calificó de “ridículo” el número de convenios pendientes de negociar, están las estadísticas oficiales que aporta Co.bas Canarias: en 2007 se registraron 6.000 convenios, que cubrían alrededor de 10 millones de trabajadores. En 2012, se redujeron a la mitad y los beneficiados, a 7 millones. En 2013, hablamos de 500 convenios, para apenas 1.700.000 empelados.

El empobrecimiento de las relaciones laborales ha venido de ese mazazo que el PP dio a la negociación con la reforma laboral al eliminar la “ultraactividad” de los convenios. “Era lo único que obligaba a los empresarios a sentarse a negociar, pues permitía que los convenios se prolongaran mientras no hubiera acuerdo”. Ahora, según denuncia Co.bas Canarias, los empresarios con menos escrúpulos sólo tienen que “sentarse a esperar para aplicar, si quieren, condiciones de cuasi esclavitud”.

Cabe aclarar que en Canarias concretamente se alcanzó un acuerdo entre sindicatos y patronal para ampliar el plazo -entre seis meses y un año- para seguir negociando, con el compromiso de acudir al arbitraje si finalmente no se llega a buen término. Pero según Co.bas, se trata de un simple parche: “Mientras la reforma laboral siga en pie, la negociación colectiva estará muy tocada”.

Y máxime, después de conocer que los árbitros designados por la Comisión Nacional de Convenios Colectivos (CCNCC) que intervengan en el caso de que no se apliquen las condiciones de trabajo establecidas en convenio recibirán una subvención que irá de 500 a 1.500 euros.

Los beneficiarios serán los expertos designados como árbitros por la Comisión Consultiva Nacional de Convenios Colectivos para dictar los laudos, un órgano colegiado, adscrito al Ministerio de Empleo y Seguridad Social. “Es decir, que el Gobierno compensará económicamente al brazo ejecutor que intervenga como árbitro ante los conflictos derivados de la no aplicación de los convenios colectivos, una nueva vuelta de tuerca en la agresión al derecho a la negociación colectiva y al de libertad sindical que supone el arbitraje obligatorio de la CCNCC”, el cual, recuerda Co.bas Canarias “es inconstitucional”.

Article Categories:
Canarias

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share