Ago 24, 2012
0 0

Oasis Park aumenta la familia

Written by
Share

El número de gacelas que viven en el Oasis Park ascienden a una docena de hembras y 5 machos. El primer parto ocurrió hace dos semanas aproximadamente y desde entonces se han producido un total de siete alumbramientos con el resultado de siete crías. Actualmente las crías permanenecen en el recinto en absoluta tranquilidad al tratarse de unos animales con un alto riesgo de estrés. Son las madres quienes se ocupan de sus cuidados, bajo la supervisión del equipo veterinario del parque, hasta proceder a su vacunación cuando alcancen los dos meses de edad. Hasta la fecha, el equipo veterinario, vigila que todo funcione adecuadamente, sin intervenir, en los cuidados maternos.

Dicha especie pertenece originariamente a la Estación Experimental de Zonas Áridas (EEZA) de Almería, se extendió a Fuerteventura a través de un acuerdo alcanzado con Oasis Park, que ha incorporado un buen número de ejemplares de la gacela Cuvier para estudiar su comportamiento y adaptación. El interés de ambos centros de investigación por esta especie norteafricana reside en que se trata de un animal en grave peligro de extinción. El objetivo de este programa de recuperación es la cría en cautividad de esta especie extinguida de ungulados (mamíferos que tienen casco o pezuña) procedentes del Norte de África, entre ellos la gacela de Cuvier, que fueron rescatadas de su extinción a principios de los años 60 por el Ejército español en su repliegue del Sáhara y que se van reintroduciendo de manera paulatina en su hábitat natural.

El proyecto se desarrolla en el Parque de Rescate de Fauna Sahariana, en Almería, y desde hace siete años, se suma Oasis Park Fuerteventura a través de un acuerdo de colaboración suscrito con la EEZA de Almería, perteneciente al Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC). Con esta iniciativa, el Oasis Park de Fuerteventura colabora en su adaptación al entorno y sigue las directrices fijadas por el CSIC para controlar la reproducción y genética de cada grupo. En este sentido, Oasis Park cuenta con un gran porcentaje de éxito al haber conseguido reproducir un buen número de crías que serán trasladadas a Marruecos cuando se consiga establecer un Convenio que regule su conservación y prohíba la caza de esta especie. Hasta entonces, las familia de Gacelas permanecerá en las instalaciones del Oasis Park.

La gacela de Cuvier, denominada así en honor al paleontólogo francés Georges Cuvier, alcanza una altura de entre 65 y 75 centímetros y llega a pesar en su edad adulta entre 30 y 35 kilos. Su hábitat natural es la selva abierta y zonas montañosas vegetadas: Alto Atlas y Anti-Atlas (Marruecos), en las reservas de Djebel Nadouz, Djebel Oum y Mergueb (Argelia) y en el Djebel Chambi (Túnez).

Es de color marrón grisáceo por su parte superior y de color blanco en la capa inferior. Estas dos partes las separa una banda lateral de color marrón oscuro. Tiene, igualmente, la trasera blanca y cola negra. La cara está claramente estriada con una mancha negra en el hocico. Las orejas son más claras, largas y estrechas. Los cuernos miden de 25 a 37 centímetros, bien anillados en ambos sexos y con las puntas lisas.

El periodo de gestación dura unos 170 días, normalmente nace una cría y raramente dos. Es la única gacela africana con partos dobles. Su alimentación consiste en una dieta mixta: pasto y ramoneo. Vive en pequeños grupos de 5 a 6 individuos, formados por hembras con sus crías y un macho dominante. Pueden convivir con otras especies de gacelas.

Tortugas de Tierra (Geochelone Sulcata)

Un total de 35 tortugas nacieron en el mismo recinto que las Gacelas. Están en una instalación muy soledada, muy importante para que se calcifiquen los huesos. Se trata de un animal hervíboro al que se le suministran vitaminas y calcio extra. Es la mayor tortuga del continente africano. Tiene un caparazón de 85 cm de largo y pueden pesar hasta 100kg. Tienen un fuerte pico con el que son capaces de derribar obstáculos, este pico también es utilizado para las peleas entre machos que tienen lugar en la época de apareamiento, pudiendo incluso derribar a su contrincante. Para la reproducción el macho persigue a la hembra dando golpes en el caparazón hasta que logra la cópula. La hembra deposita una media de 15 huevos en un agujero excavado en la tierra que tardan en eclosionar de 80-180 días.

Orix

En el mismo recinto y en paralelo a los alumbramientos de gacelas y tortugas, el pasado lunes nacía un Orix (macho) con peso de 5 kgs. Tras el alumbramiento fue identificado con microchip y como ocurre con otros partos, se desinfectó el cordón umbilical. Actualmente se encuentra en perfecto estado y en compañía de sus padres. Se trata de un animal rumiante que consume principalmente alfalfa, cultivada en la Finca Agrícola de Las Playitas, propiedad del Oasis Park.

Article Categories:
Contar

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share