Feb 15, 2012
0 0

Rubalcaba anuncia una enmienda a la totalidad contra la reforma laboral

Written by
Share

El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha trasladado este miércoles al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, su «discrepancia de fondo» con la reforma laboral y ha anunciado que su Grupo presentará una enmienda a la totalidad cuando se tramite como proyecto de ley en el Congreso, según ha dicho en rueda de prensa en el Palacio de la Moncloa tras una reunión de cuatro horas con Rajoy.

Según Rubalcaba, ambos han constatado un «desacuerdo profundo» que no podía salvarse en esta cita, porque el PSOE cree que la reforma laboral «está mal planteada», y por eso intentará mejorarla en el trámite de enmiendas en el Congreso. No obstante, preguntado si ha visto margen de maniobra para negociar con el Gobierno, ha señalado que ambos se han limitado a constar que sus posiciones son «enormemente distantes».

La enmienda a la totalidad que presente el PSOE deberá ser con texto alternativo, ya que el reglamento de la Cámara establece que no pueden presentarse enmiendas de devolución a los reales decretos ley que se tramiten como proyectos de ley. Los dos líderes no han hablado de las movilizaciones contra la reforma y Rubalcaba ha recordado que las manifestaciones las promueven los sindicatos, aunque habrá representantes del PSOE.

La misma discrepancia frontal han expresado en lo relativo a la reforma de la ley del aborto o en la puerta abierta por el Gobierno a volver a dispensar con receta la llamada ‘píldora del día después’. Entre los acuerdos, Rubalcaba ha destacado que Rajoy ha aceptado su propuesta de crear un grupo de trabajo para llegar a acuerdos en política de I+D+i y mantenerla a salvo de los cambios de gobierno pero también de las «inclemencias presupuestarias» en caso de crisis.

El líder del PSOE le ha expresado su apoyo a la reforma financiera y han acordado «seguir trabajando juntos» para que la reestructuración bancaria redunde en una mejora del crédito. Además, ha anunciado que habrá conversaciones entre los responsables económicos de Gobierno y PSOE sobre la Ley de Estabilidad Presupuestaria, sobre la que el PSOE tiene «objeciones» porque cree que no respeta el acuerdo alcanzado en agosto para constitucionalizar la estabilidad presupuestaria.

En este asunto, el margen para el acuerdo está en que Rajoy ha repetido a Rubalcaba lo que dijo hace una semana en el Congreso, en que si el PSOE demuestra que la ley no cumple con lo acordado en la reforma constitucional puede revisarse. Por eso, los socialistas reclamarán que sea posible un déficit del 0,4 por ciento del PIB sin condicionalidad alguna.

El PSOE aprovechará esas conversaciones para pedir que esa cifra se eleve al 0,5 por ciento del PIB, que es lo que dice el Tratado de la UE -como ya hizo en el debate de investidura– pero ha dejado claro que se contentará con el 0,4.

RUBALCABA SE HA «SENTIDO ESCUCHADO»

A pesar de las discrepancias, se ha mostrado convencido de que el mero hecho de haber estado reunido con Rajoy durante cuatro horas «para hablar de economía y de empleo es una buena noticia» para la economía española, además de una muestra de la oposición útil que se propone hacer. La conversación ha sido «franca», «sincera» y «a fondo», en palabras de Rubalcaba, que ha salido de ella afirmando que se ha «sentido escuchando».

El líder del PSOE ha ofrecido a Rajoy su «voluntad de colaborar para buscar una salida justa de la crisis» pero con dos principios fundamentales, mejorar la competitividad de la economía y no renunciar a la equidad. Buena parte de la reunión, ha asegurado, se ha centrado en la situación económica, española y europea, y ambos han mostrado «coincidencia total» en cómo resolver el problema de Grecia, en que resolverlo es «urgente», en la situación de este país es una parte del problema de España y en que, en todo caso, Grecia debe seguir en el euro.

Rubalcaba también ha reiterado a Rajoy su posición de que el Gobierno debería presentar cuanto antes las cuentas públicas para 2012, ha evitado en todo momento entrar en la polémica surgida el martes sobre si se han inflado las cifras de déficit y no ha querido dar ninguna pista sobre qué opina Rajoy de su insistencia en que debe revisarse el calendario de reducción del déficit.

CREE QUE SE ABRIRÁ PASO SU TESIS SOBRE EL DÉFICIT

A su juicio, los últimos datos de la economía europea, incluida la caída de la economía alemana, demuestran que Europa tiene que revisar sus planes de estabilidad, que están diseñados para una perspectiva de crecimiento, y confirman su tesis de que «las políticas de ajuste por sí solas no bastan», sino que tienen que acompañarse de políticas de crecimiento, en especial por parte de los países que, como Alemania, pueden permitírselos.

Es más, a la luz de los últimos datos, se ha mostrado convencido de que su tesis «se abrirá paso» en la UE porque la política económica «es bastante racional y no puede ser la misma cuando se crece que cuando no», y porque lo reclama no sólo el PSOE, sino también los socialdemócratas franceses y alemanes, Estados Unidos, China o Brasil.

Eso sí, ha hecho hincapié en que su convencimiento de que la UE acabará «tomando nota» se basa simplemente en que es lo razonable ante los datos publicados, no en conversaciones con la Comisión Europea, y ha insistido en todo momento en no desvelar la posición del Ejecutivo. «El presidente del Gobierno me ha escuchado, puedo garantizar que me ha escuchado atentamente, pero es todo lo que puedo decir», ha insistido ante las preguntas reiteradas sobre si el Gobierno comparte su objetivo.

España, ha opinado Rubalcaba, debe dejar claro que cumplirá sus objetivos de reducción de déficit, pero al mismo tiempo tiene que revisar la velocidad del ajuste. «Yo voy a seguir insistiendo porque es fundamental para mi país», ha añadido.

Article Categories:
Nacional

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share