Ene 28, 2012
0 0

UNEF Canarias muestra su preocupación ante el bloqueo definitivo de las energías renovables

Written by
Share

La Unión Española Fotovoltaica (UNEF) en Canarias, resultado de la participación del Cluster Ricam de energías renovables del Archipiélago, integrado por las federaciones del metal Femete y Femepa, la Asociación Canaria de Energías Renovables, Acer, y los productores y promotores de las nacionales Appa, Anper, Asif y Aef, muestra su sorpresa e indignación por la anunciada moratoria renovable. Al mismo tiempo, solicita al ministro de Industria, José Manuel Soria, que rectifique urgentemente esta medida para evitar la consecuente pérdida de empleo y la inseguridad de los productores e inversores.
“Canarias en el contexto actual no puede permitirse un nuevo golpe a uno de los escasos sectores con los que contamos para la necesaria diversificación de nuestra economía, y que es fundamental para nuestra productividad y competitividad. Ha quedado de sobra demostrado que las renovables son más baratas en nuestra región que la producción convencional actual. En particular, el coste de producción mediante diésel y fuelóleo se sitúa entre los 19 y 17 céntimos de euro el kWh, mientras que la eólica cuesta 7’1 y la fotovoltaica sobre suelo 12,1. La decisión del Gobierno de España, a propuesta del ministro, sobre la suspensión temporal de las primas de las nuevas instalaciones es una medida que agravará la frágil situación del sector fotovoltaico, sin que se hayan resuelto los graves problemas de retroactividad e inseguridad jurídica que afectan al mismo. UNEF Canarias entiende las exigencias de respuesta por parte del Ejecutivo ante la crisis global, pero se muestra contrariada porque la decisión del Gabinete provoca un agravio más y un perjuicio de grandes dimensiones que afecta no solo a este sector productivo, sino que extenderá sus efectos a otros en forma de más destrucción de empleo y empresas y pérdida de la deteriorada confianza de los inversores internacionales en España”.
“En Canarias, estas medidas dan la puntilla a un sector que poco a poco volvía a reponerse y a conseguir atraer inversión local y extranjera, que sin duda alguna abandonará sus planes de desarrollo en las Islas ante un nuevo cambio de las reglas de juego que el propio Partido Popular denunció reiteradamente, mientras estaba al frente de la oposición. UNEF Canarias muestra nuevamente su plena convicción en que la tecnología fotovoltaica y el conjunto de renovables son claramente el futuro de la energía y que deben ser protagonistas y fin último en cualquier política energética sostenible y mínimamente responsable. Es por ello que solicita del Gobierno medidas inmediatas, encaminadas a una nueva definición del ‘mix’ energético, de modo que todas las tecnologías tengan un espacio razonable, seguro, equitativo y capaz de generar empleo y contribuir a una reactivación económica adecuada a las circunstancias actuales”.
“El sector fotovoltaico de Canarias lleva reclamando desde hace años a todas las administraciones, especialmente de las Islas, a trabajar por un nuevo marco regulatorio regional donde el autoconsumo y la generación distribuida, basada en renovables, sea el centro de todos los esfuerzos. Además de ello, deberá tenerse en cuenta un reparto adecuado de cargas y compromisos entre todos los agentes implicados en el sector energético, de manera que todos contribuyan a la necesaria sostenibilidad económica, social y medioambiental”.

Article Categories:
Canarias

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share