Sep 1, 2011
0 0

Juan Ramón Hernández: “La producción agraria y el abastecimiento de la población, fundamentales para la pervivencia económica de Canarias”

Written by
Share

El consejero de Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas del Gobierno de Canarias, Juan Ramón Hernández, intervino esta mañana ante los miembros de la Comisión de Agricultura y Desarrollo Rural del Parlamento Europeo, que visita estos días Las Islas. En su alocución, informó a los presentes sobre la situación geográfica de Canarias destacando que “estamos influenciados por la insularidad, la gran lejanía de los principales centros de producción y consumo, la climatología sujeta a los fenómenos meteorológicos adversos, la abrupta orografía, el reducido tamaño y fragmentación territorial, su dependencia económica de un reducido número de productos y la escasez de recursos, que son sus dificultades características, que comparte con la mayoría de las Regiones Ultraperiféricas”.

Juan Ramón Hernández indicó que “como consecuencia de estos condicionantes, el desarrollo del sector agrario se ve limitado por los altos costes de producción y por las adversas condiciones de comercialización, así como por la fragmentación del mercado interior, la reducida dimensión física y económica de las explotaciones agrarias y la insuficiencia de las infraestructuras del transporte y de las comunicaciones”.

Además, el consejero se refirió a los problemas que, si bien padece el entorno rural del resto de la Unión, se ven agravados en las RUPs, como son la elevada densidad de población, el envejecimiento de la población rural agudizado por el éxodo de la mano de obra joven al sector servicios, la baja utilización de los recursos proporcionados por la sociedad de la información y el insuficiente nivel de formación de los trabajadores agrarios.

“Estas debilidades”, dijo Hernández, “hacen que el sector agrario y el entorno rural canario sean especialmente vulnerables a amenazas como la competencia por el territorio y por otros recursos naturales derivada del excesivo crecimiento del sector turístico, que produce un impacto negativo en el desarrollo del sector agrario; el éxodo de las poblaciones rurales hacia zonas urbanas que comporta la progresiva desagrarización del medio rural y dificulta el desarrollo de otras actividades en el mismo; el incremento de los costes del transporte y la pérdida de competitividad frente a las producciones de países terceros”.

Hernández aseguró que como consecuencia de estos factores negativos, Canarias presenta una tendencia regresiva de la productividad en los sectores agrario y agroindustrial respecto a la media española.

Sin embargo, el consejero indicó que “Canarias cuenta con una agricultura de exportación bien estructurada que juega un papel capital como generador de empleo, si bien en los últimos años está perdiendo peso en sus mercados de destino”.

Paralelamente, Juan Ramón Hernández señaló que “ha existido un crecimiento de los subsectores hortofrutícola y ornamental orientados al mercado local, con una progresiva tecnificación y concentración de la oferta. También hay que destacar el progresivo desarrollo de subsectores ganaderos autóctonos, como el caprino, que permiten diferenciar la producción ganadera de nuestra RUP”.

En este sentido, el consejero recordó que las producciones agrarias canarias se han orientado, en general, hacia producciones de calidad, consiguiendo una aceptación en el mercado local que es necesario potenciar. Por otra parte, según Hernández, el grado de autoabastecimiento es bajo en muchos productos, existiendo margen suficiente para ampliar la cuota de mercado.

A juicio del responsable de Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas del Gobierno de Canarias, “la utilización de las nuevas tecnologías aplicadas al sector agrario es un elemento clave para incrementar la competitividad de los productos y, en consecuencia, ampliar dicha cuota. Existe, además, la posibilidad de aprovechar la energía fotovoltaica -respetando los requisitos legales relativos al suelo y al paisaje- para mejorar la renta de los productores al mismo tiempo que se colabora a reducir la emisión de gases de efecto invernadero”, dijo.

Para Juan Ramón Hernández, la agricultura podría representar un mayor papel como generador de empleo en las zonas rurales, dado que el sector precisa de la incorporación de jóvenes, tanto empresarios como mano de obra, que podrían contribuir al arraigo de las poblaciones en el entorno rural en combinación con actividades complementarias, como el turismo rural, especialmente el agroturismo, potenciado por el atractivo de la conservación del paisaje tradicional, industrias artesanales, etcétera. “Un avance significativo en este sentido contribuiría a frenar la presión sobre el territorio originada por el desarrollo turístico no sostenible”, afirmó el consejero.

Hernández señaló también que “además de su importancia económica y social, la agricultura en Canarias juega un papel fundamental en la conservación del medio ambiente, en los elementos que conforman el paisaje y en el entorno sociocultural”.

Asimismo, en su intervención hizo referencia al artículo 349 del Tratado de Lisboa y a las cuatro Comunicaciones adoptadas por la Comisión desde 2004, que subrayan la necesidad de reconocer la especificidad de las regiones ultraperiféricas y de desarrollar una verdadera estrategia europea para apoyarlas. Este debate se enmarcará, necesariamente, en los tres ejes clásicos de la estrategia RUP, esto es: Accesibilidad, Competitividad, Integración en la zona regional.

Recordó que se pretende hacer una reflexión sectorial y de conjunto sobre la futura estrategia a desarrollar para las RUPs en el próximo septenio partiendo de la base de que la Agricultura es un factor esencial de la economía de estas regiones, que se ve constreñida por desventajas geográficas y climáticas.

“La producción agraria y el abastecimiento de alimentos seguirán siendo fundamentales para la pervivencia económica de estas regiones en el marco de un escenario general condicionado por los cambios producidos por los nuevos desafíos que marcan las agendas europea y mundial, tales como la globalización, el aprovisionamiento energético, el cambio climático y los fenómenos migratorios, que son susceptibles de tener impacto de gran calado en el desarrollo equilibrado y sostenible de la ultraperiferia.”

Article Categories:
Canarias

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share