Ago 19, 2011
0 0

Cardona (PP) coloca la primera piedra de aparcamientos subterráneos de la Vega de San José de Las Palmas de Gran Canaria

Written by
Share

El alcalde de Las Palmas de Gran Canaria, Juan José Cardona, se encargó este viernes 19 de agosto, de colocar la primera piedra de la obra de los Aparcamientos Subterráneos de la Vega de San José con la presencia de la concejal de Ordenación del Territorio y Urbanismo, Mari Carmen Hernández Bento, y el concejal de Seguridad y Movilidad Urbana, Ángel Sabroso.

En un comunicado, el Consistorio capitalino explicó que se trata de un proyecto orientado a las necesidades de los nuevos juzgados que comprenderá 474 plazas de aparcamiento, 70 para residentes y 404 espacios para rotación, en el que según el regidor municipal se ha tratado de «ocupar el mínimo desarrollo en superficie posible» para «minimizar» las molestias de los ciudadanos.

La obra, que comprende las calles Eufemiano Jurado y Alcalde Luis Fajardo (entre la Plaza de Benalmádena y calle Córdoba) ha sido adjudicada a la empresa Isolux-Corsán Aparcamientos SL con un plazo de ejecución de 18 meses.

Por su parte, el alcalde destacó la «importancia» de esta infraestructura, que servirá de soporte para «uno de los equipamientos urbanos más importantes de los últimos años». Con ello, la zona de la Vega de San José «será eje de una nueva centralidad, lo que generará nuevas inversiones y una mayor actividad económica».

También explicó que el Gobierno Municipal perfilará en los próximos meses nuevos espacios de aparcamientos con un total de 1.000 plazas, que se distribuirán en la subida del Castillo de Mata, el Mercado de Vegueta (a modo de ampliación del recinto actual) y Guanarteme.

MINIMIZAR LAS MOLESTIAS

Además, el edil de Movilidad Urbana, Ángel Sabroso, afirmó que las obras de la Vega de San José «ocasionarán las inevitables molestias que produce todo trabajo de la envergadura que se trata» aunque recalcó que «haremos todo lo posible para minimizarlas».

En su opinión, la obra que se va a ejecutar «es absolutamente indispensable en la zona», ya que, con la apertura de la nueva sede de los juzgados, «se incrementará notablemente la afluencia de vehículos que precisarán de aparcamientos suficientes».

Se trata de un perímetro de dos plantas, con 224 plazas en el primer nivel del sótano y 250 plazas en el segundo. Los espacios de estacionamiento proyectados tienen un ancho de 2,5 metros y una profundidad de 5 metros. Además, habrá 10 plazas reservadas para Personas con Movilidad Reducida (PMR) con un sobreancho de 4 metros.

La accesibilidad para PMR será, además, de una calidad superior al requerimiento de la normativa. De los 5 accesos peatonales que tendrá el aparcamiento, dos de ellos dispondrán de ascensor. Los aseos del primer nivel del sótano (donde se ubican las plazas PMR) serán totalmente accesibles.

El aparcamiento dispondrá de un moderno sistema de guiado de plazas que indicará el camino de los espacios que se encuentren disponibles en cada momento, lectura de matrícula en la entrada, cámaras de vigilancia y cinco puntos de recarga para vehículos eléctricos.

INCLUYE UNA POSIBLE AMPLIACIÓN A 700 PLAZAS

El diseño propuesto incluye una posible ampliación a 700 plazas si la demanda de la zona así lo recomendara. Esta ampliación se ejecutaría en dos fases sin que dejara de funcionar el parking original. Se mantendrían tanto los accesos peatonales (5) como los de los vehículos (2), y se mantendrían todas las calles entre plazas.

En cuanto a la urbanización exterior, se mantendrán las aceras peatonales, se crearán nuevas zonas ajardinadas como zonas de paseo, se respetará el arbolado actualmente existente y se renovará todo el mobiliario urbano afectado. La parte más cercana a la entrada de los futuros juzgados contará con amplias paradas de guaguas y taxis.

Para la ordenación del tráfico durante el periodo de ejecución de la obra, el proyecto permite mantener las mismas direcciones y sentidos del tráfico de las calles colindantes, evitando así modificaciones de carácter temporal. La zona de actuación no afecta a ninguna de las dos rotondas de la calle Eufemiano Jurado, por lo que la redistribución del tráfico a través de ellas entre el resto de calles de la zona se mantiene.

El único cambio destacable es que la calle Callejones pasará a ser de doble sentido durante el plazo de ejecución de las obras, para permitir así el giro por la Plaza de las Tenerías.

Article Categories:
Gran Canaria

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share