May 21, 2011
0 0

¿Quiénes son los antisistema?

Written by
Share

Hoy es la jornada de reflexión sobre las elecciones locales y autonómicas de mañana, un día absurdo donde los haya en el que hemos descubierto que nuestra muy democrática España, nacida de la muy ejemplar Transición de una cosa a la misma, es capaz de suspender –o más bien intentarlo– el ejercicio de derechos humanos fundamentales como el de reunión pacífica, no sea que este vaya a afectar «a la libertad del derecho de los ciudadanos al ejercicio del voto» (sic). Curiosamente, la campaña electoral implícita que algunos medios llevan a cabo hoy y mañana contando cómo pasan el tiempo los principales candidatos de los partidos mayoritarios no parece que le merezca el mismo juicio ni la misma interpretación tendenciosa a la Junta Electoral Central.

Sobra recordar que los miembros de las diferentes juntas electorales, que durante toda la semana han venido tomando decisiones similares a la anterior, han sido nombrados por los mismos que designan a los miembros del Tribunal Constitucional, del Tribunal Supremo, del Consejo General del Poder Judicial y de otros tantos organismos vitales para la sociedad, los cuales vampirizan sin ningún rubor. Son estos mismos los que inicialmente tildaron de «antisistema» a quienes se manifestaron el ya histórico 15 de mayo de 2011 por las calles de 60 ciudades españolas. Eso sí, en los últimos días han cambiado de estrategia y los insultos, las ridiculizaciones y el cachondeo han dejado paso a mensajes de «compresión» y hasta de «apoyo».

Pero hablábamos de la jornada de reflexión, así que reflexionemos. Estamos a las puertas de unas elecciones que, básicamente, consisten en elegir entre varios menús elaborados en las cocinas de los partidos con ingredientes de la más alta calidad (los individuos más serviles y lameculos suelen ser el componente principal, aunque en el argot político se les denomine los «leales» al partido). Dichos menús, como los de los restaurantes de comida rápida, no se pueden combinar entre sí. Si quieres la hamburguesa del menú 4 y el refresco del 1, te aguantas sin más. Estas listas cerradas, bloqueadas y confeccionadas por el correspondiente buró político, suponen una clara alteración de la democracia porque a un elector que quiera votar por un político en el que confía, se le obliga a dar su sufragio al resto de la plancha, donde van personas que no conoce, que no sabe qué piensan ni por qué están ahí.

Por si fuera poco, el escarnio de la jornada electoral continúa cuatro años más, pues los cargos electos están sometidos a la odiosa y en sí misma contradictoria «disciplina de voto», como si donde hay instrucción cupiera elección. Resulta desolador seguir los debates del Congreso de los Diputados –no voy a hablar de ninguna institución implicada en los comicios de mañana por si las juntas electorales– y ver cómo casi siempre está medio vacío, ya que la mayoría de los diputados suelen encontrarse en sus despachos, dedicados, en no pocos casos, a sus asuntos particulares, y solo entran en la Cámara en el momento de la votación. Una vez allí, otro diputado les indica con la mano el sentido del voto (imagen que intencionadamente no suele ser mostrada en televisión), aprietan el botón correspondiente y se van sin saber ni importarle en exceso lo que han votado.

A todo esto se lo conoce comúnmente como partitocracia o partidocracia (ignoro qué término será el más correcto ya que la RAE no recoge ninguno). Sin embargo, los actores del mismo insisten en llamarlo democracia, pero si democracia es la autoridad del pueblo… ¿quiénes son los antisistema entonces?

Sergio Armas Pérez

Article Categories:
Opinión

Comments to ¿Quiénes son los antisistema?

  • Artículo muy brillante. Ciertamente, más aún tras las elecciones, sería de máximo interés que se dejara a un lado el modelo electoral actual, en gran medida para que la representación fuera proporcional a los votos en vistas de que, la actual ley que establece las proporciones, no termina de ser útil para representar las zonas aisladas tal como se pretendía sino para generar una disimetría persona-voto totalmente antidemocrática.

    David mayo 23, 2011 7:12 pm Responder
  • Pingback: El cuarto de Sergio.com » Blog Archive » ¿Quiénes son los antisistema?

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share