Nov 30, 2010
0 0

SOFIA, el Observatorio estratosférico de Astronomía Infrarroja de la NASA

Written by
Share

SOFIA, el Observatorio estratosférico de Astronomía Infrarroja de la NASA, está listo para despegar en su primer vuelo científico esta semana a bordo de un Beoing 747 especialmente habilitado para ello con una sección del fuselaje abierta al exterior.

Dos profesores de Astronomía, Mark Morris de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA), y Paul Harvey, de la Universidad de Colorado en Boulder utilizarán la cámara de infrarrojos para objetos tenues diseñada para este dispositivo (FORCAST), una cámara infrarroja de espectro medio desarrollado por Terry Herter de la Universidad de Cornell, para aprender más sobre la formación de las estrellas.

«Mi objetivo principal es la nebulosa de Orión, que es una fábrica de formación de estrellas», dijo Morris. «Está cerca y ofrece las mejores vistas de las estrellas que se forman delante de nuestros ojos.»

Morris espera comprender mejor la complejidad del proceso de formación de estrellas al ver la energía infrarroja emitida por el polvo caliente en las nubes interestelares que se están formando las estrellas. El polvo es calentado por las estrellas luminosas recién nacidas.

«En la naturaleza las estrellas no se forman en forma aislada», dijo. «Lo hacen en agrupaciones de nubes que colapsan bajo su propia gravedad. Si observas con atención, empiezas a tener una idea más clara de cómo las nuevas estrellas interactúan entre sí y con su entorno.»

El objetivo inmediato de Harvey es utilizar una combinación única de alta resolución de imagen de infrarrojos disponibles con SOFIA y FORCAST para estudiar la distribución de polvo y gas alrededor de Sharpless 140, un grupo joven de formación de estrellas. Sharpless 140 se encuentra a casi 3.000 años luz de la Tierra en la constelación de Cefeo.

«Observar el nacimiento de estrellas en nuestra galaxia es fundamental, ya que los sistemas planetarios se forman al mismo tiempo que una estrella central», dijo Harvey. «Algunas de las galaxias más luminosas en el universo parecen estar impulsadas por ráfagas extremas de formación de estrellas.»

Harvey espera obtener una secuencia de imágenes del cúmulo de estrellas Sharpless 140 moviendo el telescopio ligeramente entre cada imagen con el fin de segmentar cada sub-pixel en la imagen.

Article Tags:
Article Categories:
Ciencia

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Share